{{recommendedBannerText}}

Spacer
{{recommendedRegLangFull}}

Los compresores de aire son uno de los equipos más útiles en una carpintería. Se utilizan para diferentes fines, como para hacer funcionar las herramientas neumáticas o para limpiar los equipos, por lo que su tamaño es importante.

Los talleres grandes que utilizan de forma rutinaria herramientas neumáticas pesadas seguramente deberán invertir en un compresor fijo, como puede ser un compresor de tornillo rotativo. Estos compresores producen el aire a mayor presión y permiten utilizar dos o más herramientas a la vez. Un compresor fijo será necesario, por ejemplo, cuando deban utilizarse una pistola de espray o una lijadora, ya que se trata de herramientas que trabajan con presiones elevadas.

Los talleres más pequeños probablemente necesiten un compresor portátil de los modelos Garage Mate, Twin-Stack o un compresor portátil de estilo carretilla. Para utilizar una pistola de clavos o una pistola para enmarcar, le bastará con el aire proporcionado por un equipo portátil más pequeño.


Application Overview

Featured Products

es-CO